Loading…

Tú y yo vivimos en la misma casa

Éste es un curso escolar diferente a los anteriores por el Covid 19.  A lo largo de estos últimos meses hemos vivido una situación distinta, que nos obliga a cambiar nuestras rutinas, centrarnos en lo esencial para nuestra vida y afrontar con confianza  y responsabilidad esta situación que a todos nos afecta.  No podemos abrazarnos ni besarnos pero aun así todos nosotros seguimos estando unidos por muchísimas cosas.

Este año el lema pastoral que tiene nuestro colegio es “TÚ Y YO VIVIMOS EN LA MISMA CASA” y precisamente por eso, porque somos una enorme familia tenemos que cuidar los unos de los otros. El Covid 19 nos ha enseñado  precisamente que cuidarme a mí es cuidar de los demás,  también nos ha enseñado a mirar por la salud de los otros y a ser responsables.

El lema “Tú y yo vivimos en la misma casa” tiene dos puntos de vista.

La primera tiene que ver con las personas. Todos los seres humanos vivimos bajo el “mismo techo” ya que somos habitantes del planeta Tierra. Nuestra “casa” es común y, por esta razón, estamos juntos en el “mismo barco”. El lema de este año nos invita a reconstruir el tejido de las relaciones por una humanidad más fraterna, una invitación a la paz, justicia y acogida entre todos los pueblos de la familia humana. Una invitación a no mirar a otro lado si vemos que alguien tiene problemas, que alguien está sufriendo.

Además, el año 2021 es año internacional de la paz y la confianza para construirla sobre la base del diálogo, del entendimiento mutuo y la cooperación a fin de lograr una paz, una solidaridad y una armonía sostenible. La confianza y la paz entrañan aceptar las diferencias y ser capaces de escuchar, reconocer errores, respetar y apreciar a los demás, así como vivir en paz y unidad.

El lema de este año “Tú y yo vivimos en la misma casa” tiene otro punto de vista que tiene que ver con la ecología. Si todos vivimos bajo el “mismo techo”, en el mismo planeta Tierra, debemos de cuidarlo. Es nuestra “casa común”, como ya lo expresó el Papa Francisco en su Carta Encíclica Laudato Si.

Cuidar nuestra casa común requiere mirar por el medio ambiente. ¿Cómo? Usar poco plástico, reciclar, usar correctamente los contenedores y puntos limpios, comer de forma saludable, no desperdiciar comida son algunos ejemplos.

Este curso escolar, que posiblemente sea algo diferente a los anteriores por el Covid -19, nos invita al cuidado mutuo. Cuidarme a mí es cuidar a los demás y mirar por la salud de todos. Se nos invita a la responsabilidad personal. Se nos invita más a cuidar el medio ambiente y a invertir más en la salud, el cuidado y la protección. Es tiempo de cuidar las relaciones, aunque sea de forma virtual. ¡Que nadie quede descuidado!

 

“Laudato si” (Alabado seas mi Señor)

Fragmentos: “El amor de Dios es el móvil fundamental de todo lo creado” // … “Cada criatura es objeto de la ternura del Padre, que le da un lugar en el mundo. Hasta la vida efímera del ser más insignificante es objeto de su amor y, en esos pocos segundos de existencia, Él lo rodea de su cariño (n.77).

 

ORACIÓN:

Yo cuidaré mi casa, ¡cuida mi casa!

Te ofrezco mi casa,

comparto mi casa y mi corazón

para hacer una gran casa en la que todos

se sientan acogidos, ¡como en casa!

 

 

Deja una respuesta